Estudio asocia hasta una corta exposición a baja contaminación del aire con la mortalidad

|


16ambiente fidelph01


Por Lisa Rapaport


NUEVA YORK, EE.UU. / REUTERS HEALTH- Los adultos mayores son más propensos a morir los días que aumenta la contaminación del aire, aun cuando los niveles de esas sustancias estén por debajo de los valores seguros para la autoridad regulatoria, de acuerdo con un estudio de Estados Unidos.


Los autores revisaron 22 millones de muertes en el país para determinar la relación con las variaciones de las concentraciones diarias de ozono, una forma inestable de oxígeno que aparece cuando las sustancias contaminantes reaccionan con la luz solar, y de PM 2,5, diminutas partículas de polvo, humo y hollín.


La mayoría de las muertes habían ocurrido en días con niveles de ozono y PM 2,5 por debajo de los límites que recomienda la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por su sigla en inglés).


Estudios previos habían asociado la contaminación del aire con un aumento del riesgo de tener enfermedades crónicas y una muerte prematura, pero esos estudios habían sido sobre las ciudades, según explicó el coautor Joel Schwartz, de la Escuela de Salud Pública T. H. Chan de Harvard, Boston.


“No sabíamos si lo mismo se aplicaría a las pequeñas ciudades, los pueblos o a las áreas rurales”, donde los niveles de contaminación son más bajos, como dijo Schwartz. “Ahora, incluimos a todos y sabemos que se aplica a todas las comunidades, no sólo a las grandes ciudades”.


El equipo revisó las muertes registradas entre el 2000 y el 2012 en más de 39.000 códigos postales del país y de beneficiarios de Medicare. Comparó los datos satelitales de PM 2,5 y ozono para los días de esas muertes en ciertos códigos postales con los niveles de calidad del aire de otro día de la misma semana o la siguiente de cada muerte.


Los estándares de la EPA para PM 2,2 en 24 horas 35 ug/m3 y para ozono en 8 horas 70 ppb. El 94 por ciento de los días analizados tenían valores de PM 2,5 por debajo de 25 ug/m3 y el 95 por ciento de las muertes ocurrió esos días. El 91 por ciento de los días tenía valores de ozono menores que 60 ppb y el 93 por ciento de las muertes fue esos días.


Aun cuando la calidad del aire reunía los estándares de la EPA, el equipo detectó que cada 10 ug/m3 más de PM 2,5 en el día estaban asociados con 1,42 muertes por día más por cada millón de personas, según publica el equipo en Journal of the American Medical Association. Cada 10 ppb de ozono más por día estaban asociados con 0,66 muertes más por cada millón de habitantes.


Respirar aire contaminado puede agravar enfermedades respiratorias preexistentes, como el asma o la EPOC, según explicó Griffith Bell, del Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano Eunice Kennedy Shriver, Bethesda, Maryland.


La población debería conocer los efectos de la contaminación del aire aun cuando no viva en áreas urbanas, donde el tráfico y el hollín son los principales factores de riesgo conocidos, según explicó Junfeng Zhang, autor de un editorial sobre el estudio y especialista en salud ambiental de Duke University, Durham, Carolina del Norte.


FUENTE: JAMA, online 26 de diciembre del 2017

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.