Los que se exceden con el alcohol y los que no beben tendrían alto riesgo de demencia

|

Foto Unsplashcom EDIIMA20170509 0869 1


Por Lisa Rapaport


NUEVA YORK,EE.UU. / REUTERS HEALTH.-- Los adultos de mediana edad que no beben y los que consumen unas siete copas de vino o más por semana serían igualmente más propensos que los que beben con moderación a desarrollar demencia en siete años, según sugiere un nuevo estudio.


Las deficiencias nutricionales y los efectos tóxicos en el cerebro del exceso de alcohol serían la causa directa de ese aumento del riesgo de demencia, mientras que las complicaciones comunes en esos bebedores, como la diabetes, la hipertensión y el ACV, serían las causas indirectas, según explicó la autora principal, Severine Sabia, de la Universidad de París-Saclay, en Francia, y del University College de Londres, en Reino Unido.


"Los resultados sobre los no bebedores no deberían motivarlos a empezar a beber por los efectos adversos del alcohol en la mortalidad, la cirrosis hepática y el cáncer", agregó.


La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que 3,3 millones de personas mueren cada año por el consumo excesivo del alcohol. Eso causa el 6 por ciento de la mortalidad global.


El equipo de Sabia usó una unidad de medida estándar de Reino Unido: las unidades de alcohol, en las que cada unidad contiene 8 gramos de alcohol puro. De modo que una copa de vino (175 ml) contiene unas 2 unidades y media pinta imperial de cerveza contiene entre 1 y 3 unidades, de acuerdo con su potencia.


Los autores monitorearon a 9.087 adultos que habían participado de un estudio de Reino Unido durante 23 años y con cinco evaluaciones de consumo de alcohol entre 1985 y el 2004. Revisaron las historias clínicas para saber si habían tenido algún problema con el alcohol y enfermedades asociadas en el período 1991-2017.


En total, 397 participantes desarrollaron demencia. Tenían 76 años en promedio, según publican en The BMJ.


Los que no consumían alcohol tenían un 47 por ciento más probabilidades de desarrollar demencia que los que ingerían 1-14 unidades por semana. En los participantes que bebían más de 14 unidades por semana, el riesgo de demencia aumentaba un 17 por ciento por cada 7 unidades más que consumían de alcohol.


El riesgo más bajo surgió en los participantes que siempre consumían entre 1 y 14 unidades por semana.


A diferencia de los que consumían poco alcohol o lo hacían con moderación, aquellos que no lo consumían desde hacía años eran un 74 por ciento más propensos a padecer demencia.


Los participantes que siempre se excedían con el alcohol eran un 40 por ciento más propensos a desarrollar demencia. Suspender el consumo a mediana edad elevaba un 55 por ciento las chances de demencia con respecto de los que seguían bebiendo de manera ocasional o moderada.


FUENTE: The BMJ, online 1 de agosto del 2018

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.