La telemedicina, buen recurso para los ancianos

|


Image content 10078432 20180602181505


WASHINGTON,EE.UU./ AGENCIA EFE--. Todas las mañanas Sidney Kramer, de 92 años, se coloca un medidor de presión en su brazo y se pesa, y los registros son transmitidos a un equipo de enfermeras y al teléfono de su hija, que se encuentran a kilómetros de su residencia en Maryland.


Si hay algo inquietante, una enfermera lo llama de inmediato, en una variante de la telemedicina que ayuda a Kramer a seguir viviendo en forma independiente con gente que controla permanentemente sus deficiencias cardíacas.


“Es una tranquilidad desde el punto de vista tanto físico como psicológico. Es como tener una cita médica todos los días”, dijo Miriam Dubin, la hija de Kramer.


La gran mayoría de los ancianos de Estados Unidos y de las personas que están pendientes de ellos se muestran dispuestos a ensayar la medicina virtual: Nueve de cada diez adultos de 40 años o más se sentirían a gusto usando al menos una forma de telemedicina, ellos mismos o sus seres queridos mayores, según una nueva encuesta de la Associated Press y el Centro NORC para la Investigación de Asuntos Públicos.


Pero quieren asegurarse de que una visita virtual o cualquier otra forma de atención remota es tan efectiva como una visita en persona y que la información sobre su salud es privada, de acuerdo con el estudio difundido el jueves.


La medicina es considerada desde hace algún tiempo como una opción para las zonas rurales donde no abundan los médicos y es bastante popular entre los jóvenes con conocimientos de tecnología, que hacen consultas con sus médicos mediante mensajes de texto o vía Skype. Para los ancianos con problemas para moverse o enfermedades crónicas que hacen que ira al consultorio resulte una odisea, las consultas virtuales podrían ser algo más que una conveniencia.


Pero mientras que los seguros médicos privados cubren ciertos servicios, como una consulta con video, el seguro médico estatal Medicare para los ancianos tiene muchas restricciones.


Eso, no obstante, está cambiando. El Congreso aprobó hace poco una ley que amplía la cobertura del Medicare y abarca ahora opciones como consultas con video y el diagnóstico de síntomas de derrames o el monitoreo de la diálisis de los pacientes en sus casas. Programas complementarios de Medicare Advantage empleados por una tercera parte de los beneficiarios pueden empezar a ofrecer opciones adicionales en este terreno.


“El interés es enorme, pero una de las grandes barreras es el reembolso”, dijo la directora del departamento de telemedicina de la Universidad Johns Hopkins, Ingrid Zimmer-Galler. “La nueva ley es un paso en la dirección indicada, pero no cubre todo”.


Zimmer-Galler opina que la telemedicina probablemente reemplace las consultas en persona de las personas de edad avanzada que no tienen suficiente cobertura médica.


Más de la mitad de los adultos que participaron en la consulta dijeron que se sentirían cómodos haciendo consultas mediante videollamadas.


Entre el personal médico, el 87 % indicó que le interesaría emplear algunas formas de telemedicina.


“Sospecho que los pacientes se sentirán mejor en sus casas en lugar de tener que esperar una hora para ver al médico por 15 minutos”, dijo Don Withey, de Cortland, Nueva York, que acompaña siempre a su padre, de 92 años, y a su madre, de 89, en sus visitas médicas.


Solo el 12 % de los adultos dijo que no usarían ninguna forma de telemedicina.


Más del 30 %, por otro lado, expresó preocupación respecto a su privacidad y la seguridad de la información. La mitad teme que la telemedicina ofrezca un servicio de menor calidad.


Cuando los monitores de Kramer registraron un aumento de peso durante una semana, las enfermeras inmediatamente supieron que estaba acumulando fluidos, un síntoma de posibles fallas cardíacas que requiere atención inmediata.


Dubin, la hija de Kramer, dijo que la telemedicina le da una tranquilidad tal que no tiene problemas en pagar los 250 dólares mensuales que cuesta ese servicio.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.