Asocian el ruido en el lugar de trabajo con hipertensión y colesterol elevado

|


IStock 824613138 768x512

© Slphotography


Por Lisa Rapaport


NUEVA YORK,EE.UU./REUTERS HEALTH.-- Los trabajadores expuestos a mucho ruido en el lugar de trabajo son más propensos a desarrollar hipertensión y colesterol elevado, de acuerdo con un estudio de Estados Unidos.


Un ambiente laboral ruidoso puede ocasionar trastornos auditivos, pero los autores aportan nueva evidencia de que esas condiciones también favorecerían la aparición de factores de riesgo cardíaco.


"Un porcentaje significativo de trabajadores que estudiamos tienen dificultades auditivas, hipertensión y colesterol elevado que podrían atribuirse al ruido en el lugar de trabajo", dijo la coautora, Elizabeth Masterson, del Instituto Nacional de Seguridad y Salud Ocupacional, Cincinnati, Ohio.


Indicó que hay 22 millones de trabajadores expuestos al ruido laboral excesivo en Estados Unidos.


"Si el ruido ambiental en el trabajo disminuyera a niveles seguros, se podrían prevenir más de 5 millones de casos de trastorno auditivo por exposición laboral", dijo Masterson.


"Este estudio también demuestra que hay una relación entre esa exposición y la hipertensión y el colesterol elevado, además de la posibilidad de prevenir esos problemas si se reduce el ruido en el ambiente laboral".


El ruido causa estrés, que gatilla la liberación de hormonas como el cortisol y cambios en los vasos sanguíneos y la frecuencia cardíaca, según publica el equipo en American Journal of Industrial Medicine.


Los autores analizaron datos de una muestra representativa del país de 22.906 adultos empleados en el 2014.


Uno de cada cuatro había estado expuesto a ruido en el ambiente laboral y el 14 por ciento lo había estado en el último año. Las industrias con la mayor exposición eran la minería, la construcción y la manufactura.


El 12 por ciento de los participantes tenía problemas auditivos, el 24 por ciento era hipertenso, el 28 por ciento tenía colesterol elevado y el 4 por ciento había sufrido de algún problema cardiovascular grave, como infarto o ACV.


Tras considerar otros factores de riesgo, el equipo le atribuyó a la exposición laboral al ruido el 58 por ciento de los casos de dificultad auditiva, el 14 por ciento de los casos de hipertensión y el 9 por ciento de los casos de colesterol elevado.


Sin embargo, no halló una relación clara entre el ambiente laboral ruidoso y la enfermedad cardíaca, los infartos o el ACV. Podría ser que el estudio haya incluido muy pocos participantes con esos problemas como para determinar la relación, aclaró la autora.



FUENTE: American Journal of Industrial Medicine, online 14 de marzo del 2018.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.